viernes, 28 de enero de 2011

Apatía y pactos sociales



Me dice mi madre refiriéndose a las reformas de las pensiones: "Si esto estuviese pasando en Francia ya habría miles de personas en la calle y estaría el país entero protestando". 


Y yo también lo creo, el problema es que aquí reina la apatía y estamos tan descontentos (y desconectados) de la política que todo lo que pase parece que no va directamente con nosotros. El gobierno pacta la reforma de las pensiones con los sindicatos y nosotros nos quedamos pasmados delante de la televisión o protestando en las redes sociales y parece que nada importe. Pero a mí la verdad es que sí me importa y me importa bastante. Porque desde antes del 29- S y sin tener ni idea decía: "y los sindicatos ¿Cuál es su papel?, ¿por qué no hacen absolutamente nada por los ciudadanos? La huelga del 29- S fue MUY TARDÍA. La reforma laboral ya estaba hecha y el gobierno no iba a dar marcha atrás. Y entonces ¡zas! huelga general con piquetes destrozando escaparates y cerrando comercios que necesitaban vender para vivir. Bien, y digo yo ¿qué pasa con los sindicatos? 


Pero ayer fue 27 de enero y gobierno y sindicatos decidieron llegar a un acuerdo "para un gran pacto social", un principio de acuerdo que se cerró anoche con una cena conjunta de Zapatero con los secretarios generales de UGT y CCOO, Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo. Seguro que cenaron estupendamente, no lo dudo. Ese principio de acuerdo dice que deberás cotizar durante 38 y medio años para obtener el 100% de la pensión de jubilación. 


Pues bien señores, hoy se ha sabido que el paro ha alcanzado cifras históricas desde 1997 y además el paro juvenil sigue en aumento. Entonces de verdad que no entiendo que se haya llegado a un acuerdo con la reforma de las pensiones. Me quedan 6 meses para terminar la carrera y mis expectativas de empleo no son muy altas pero quiero hacer un máster y estar un tiempo en Inglaterra. Aunque según la reforma no debería hacer nada de esto, lo que debería hacer es intentar buscar un trabajo digno en el que cobre 600€ y quizá después de dos años de prácticas decidan contratarme. Así que si decido seguir formándome el gobierno me castiga  y me dice que seguramente no me jubilaré hasta dios sabe qué edad y entonces yo me pregunto qué debo hacer con mi futuro y entiendo a toda esa gente que se está quedando a vivir en algún país extranjero, porque ahora mismo todo parece mejor que lo que tenemos aquí. 



1 comentario:

MiRutinaPreferida dijo...

Sincera y certera.
Me ha gustado mucho esta entrada, y me sorprendo a mi misma diciendolo. Totalmente de acuerdo contigo, no somos pocos los que pensamos que esta, nuestra generacion, acabara en el extranjero.
Veremos, hasta entonces, besos.