jueves, 29 de septiembre de 2011

Soñar infinitos y poner al tiempo del revés
Cuando está todo el mar en calma y haces tonterías sin parar, cuando te tengo más cerca que nunca. Cuando nada es aburrido y nos respiramos en la nuca. Cuando los días son azules y las sonrisas eternas. Aún me quedan dos semanas de vacaciones y ya estoy deseando que empiece mi 'nuevo año' en octubre y que los días de Madrid vengan muy pronto. Este 'no hacer nada' en septiembre me ha dejado la cabeza llena de pájaros. 

1 comentario:

Juliette. dijo...

Ya estamos casi en Noviembre, y los pájaros han volado :)

¿Qué tal?