miércoles, 10 de octubre de 2012


No puedo no pensar que todo lo que estamos haciendo merece la pena. Es un ahora o nunca camuflado en un quizás. Es un te irás o te quedarás lleno de respuestas y de dudas pero sin atisbo de miedos de por medio. Es un "estoy segura". Es un "- No te vayas aún -Tengo que hacerlo pero nos vemos en dos semanas". Es un día en el que decides que sí porque sí, porque apetece y punto y otro en el que sabes que si él estuviera aquí sería todo muy distinto. Son tres meses. 500 canciones. Y demasiadas noches echándote de menos. Son cinco discos en repeat en el reproductor. Es Babel de los Mumford sonando a todo volumen y retumbando en las paredes y en el colchón. Es saber que te quedas aún sabiendo todo lo que hay detrás del disfraz. 

1 comentario:

Miss Stone dijo...

Escribes tan hermosa, que lo único que puedo pensar es que eres hermosa
Saludos